Saltar al contenido

Tips para eliminar los malos olores del frigorífico

Trucos para eliminar los malos olores de tu nevera

Los malos olores en el frigorífico son un problema bastante común. Muchas veces por la falta de limpieza o por la acumulación de comida descompuesta. Lo cierto, es que necesitamos de productos que eliminen este inconveniente. Como una solución te damos 5 trucos caseros para eliminar los malos olores de tu frigorífico.

¿Qué causa el mal olor?

A pesar de los cuidados que puedas tener con tu frigorífico, siempre aparece un mal olor por diversas razones, entre las causas están:

  • Distracciones: en ocasiones se nos olvida alguna comida o producto y pasa un tiempo, lo que causa su descomposición y como resultado el mal olor. Por suerte, es un inconveniente fácil de resolver ya que  si retiramos de inmediato el alimento y limpiamos la zona con un producto neutro el olor desaparecerá.
  • Corte de electricidad: al pasar un tiempo, los alimentos que no reciben el frío necesario para su conservación comienzan a descomponerse. Para resolver esto, debes sacar todo lo que tengas guardado y hacer una limpieza profunda para erradicar los malos olores.

Ambientadores caseros

Estos son hechos a base de productos naturales o que tenemos a mano. En su mayoría son los preferidos por ser accesibles y económicos. Existen variedad para todos los gustos y para eliminar cualquier olor:

  • Limón con clavos de olor

Corta un limón a la mitad y coloca clavos de olor en la pulpa. Es un ambientador completamente efectivo.

Productos para eliminar los malos olores de la nevera

  • Zumo de limón

Vierte el zumo de limón en un recipiente, este lo colocas dentro del frigorífico en un lugar que no estorbe. Se encargará de contrarrestar cualquier mal olor.

  • Pan duro

Este es un ambientador muy antiguo y de fácil acceso. El pan que te haya quedado de hace días, no lo tires. Consérvalo y colócalo en algunas zonas del frigorífico y este se encargará de absorber todo tipo de malos olores.

  • Granos de café o café molido

Coloca en un recipiente no muy grande café molido o también los posos del café, pero con precaución para que el olor no sea excesivo y se filtre demasiado con el resto de alimentos.

  • Pan humedecido con vinagre

Necesitarás un vaso, pan duro y vinagre. Llena el vaso hasta la mitad con vinagre y a continuación echa el pan, tienes que dejarlo que se empape bien. Un vez realizado, colócalo en el frigorífico.

  • Ambientador casero de naranja o limón

Para prepararlo necesitarás las cáscaras de una naranja o un limón, un poco de canela en polvo, vinagre blanco, agua y unas cucharaditas de azúcar. Hierve todos los ingredientes, excepto el vinagre, con medio litro de agua; cuando haya llegado al punto de ebullición, retira la mezcla del fuego y deja que se enfríe. Después, agrega un chorrito de vinagre blanco. Colócalo en un pulverizador y listo para eliminar malos olores.

  • Granos de avena

Se utiliza como un eliminador de olores. Deja un tazón de granos de avena en tu refrigerador y este absorberá los malos olores.

  • Carbón vegetal

Coloca briquetas de carbón; no utilices briquetas con aditivos inflamables porque son venenosos; en un par de tazones poco profundos y ubicálos en diferentes estanterías en el refrigerador. Ajusta la temperatura y déjalos con la puerta cerrada por varios días.

  • Bicarbonato de sodio

Extiende una cantidad de bicarbonato de sodio en un recipiente y colócalo en el refrigerador. Mantén la puerta cerrada hasta que el olor desaparezca, luego descarta el bicarbonato. Y aplica una nueva cantidad para mantener alejados los indeseables olores.

Cómo evitar que se formen malos olores

En este post te damos consejos para eliminar los malos olores de tu nevera pero ¿no sería mejor que supieras evitarlos? Por eso, te dejamos una lista de cosas que hacer para evitar estos desagradables olores.

¿Cómo evitar los malos olores de la nevera?

Limpia las manchas rápidamente

La higienes es un punto importante para el frigorífico y la correcta conservación de nuestros alimentos. Por mucha prisa que tengas debes limpiar de manera inmediata cualquier derrame de líquido o restos de comida. Así evitaras las manchas y por consiguiente los malos olores.

Guarda correctamente los alimentos de olores fuertes

Esto no solo debes hacerlo para la conservación de los alimentos, sino que además para evitar que salgan los olores de las diferentes comidas. Puedes envolverlos con papel film o guardarlos en envases herméticos para dicho uso.

No tocar la nevera con las manos sucias

Sucede muy frecuente en el momento que cocinas, por la inmediatez no te lavas las manos y tocas la nevera con las manos llenas de alimentos o grasas, que por supuesto, mancharan el frigorífico. Recuerda lavarte las manos siempre.

Cuidado con vegetales muy maduros o en descomposición

Debes revisar frecuentemente el estado de los alimentos. Si ya están muy maduros es recomendable cocinarlos. O en su defecto, retíralos de la nevera para evitar los malos olores.